12 Ene

Cuando Hitler robó el conejo rosa

Capítulo 3

Anna y su familia empezaron a empaquetar todas sus pertenencias. Estaban vaciando las estanterías y el tío Julius les dijo que pronto las volverían a llenar. Esa misma noche mientras Anna dormía empezaron a pasar docenas de camiones de bomberos. A la mañana siguiente Anna oyó que habían quemado un edificio de los nazis, y los nazis decían sido los revolucionarios, aunque realmente habían sido los nazis. Después de eso cuando el tío Julius volvió a verles no les dijo que iban a volver de Suiza. Anna no sabía si llevarse el conejo rosa, el cual le había acompañado desde pequeña, o el perrito de trapo, una de sus últimas adquisiciones. 

El último día que Anna fue a clase le contó a su profesora y a Elsbeth que se iba a Suiza, Elsbeth le dijo que ella también quería. Al día siguiente Anna y su hermano estaban listos antes de la hora entonces mientras llegaba el taxi se despidieron de su casa.  Cuando llegó el taxi todos se despidieron, incluido el jardinero y Gunther. 

Al llegar al tren iban viendo el paisaje gris y luego empezó a llover. Mamá le dijo a Anna que iban a ver muchos de los huertos del sur de Alemania, pero que era una pena ya que si hubiesen hecho mas tarde el viaje los verían florecidos. Luego almorzaron en el vagón restaurante y por la tarde ella y su hermano se recorieron el tren. 

Pin de Maria Jose en People illustration | Dibujos, Acuarela, Tren

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Protected by WP Anti Spam